coronavirus en argentina

El Gobierno endurece la medidas para combatir la pandemia y el Turismo espera medidas económicas

Alberto Fernández resolvió el cierre de las fronteras durante, al menos, 15 días, y enfatizó que "irán a socorrer a los argentinos en el exterior". Además, confirmó que los cines, espectáculos y Parques Nacionales quedarán suspendidos, Por su parte, las gremiales empresariales esperan medidas que alivien la sensible situación de la industria.

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, decretó el cierre de las fronteras durante -al menos- dos semanas para evitar la propagación del coronavirus. “Hemos tomado la decisión de que durante los próximos 15 días -un plazo que puede ser prorrogable- vamos a cerrar las fronteras y nadie podrá ingresar, salvo obviamente los argentinos nativos o extranjeros residentes en Argentina, explicó el mandatario en una conferencia de prensa en Buenos Aires en la que también oficializó la suspensión de clases hasta el 31 de marzo.

Al respecto, ratificó que “a los argentinos que están varados vamos a ir a socorrerlos y traerlos a la Argentina. Estamos organizando los modos, porque estamos viendo que muchas empresas con cierta picardía no los quieren traer porque vuelven sin gente, pero vendieron el pasaje de vuelta entonces estamos actuando también sobre esas empresas".

En otro orden, confirmó que los cines, espectáculos y los Parques Nacionales quedarán suspendidos; al tiempo que analizó: “Estamos buscando evitar la aglomeración de gente y en los shoppings ese problema existe. Estamos evaluando sus cierres”, declaró el presidente de Argentina.

Para terminar, Fernández puntualizó: “No estamos haciendo esto porque la situación se haya agravado, sino para atacar el problema y poder manejarlo”; al tiempo que concluyó: “Lo que nosotros tenemos que lograr es minimizar la circulación del virus, es decir, hacer todo lo posible para que el virus no circule entre nosotros”.

Embed

EN LA GATERA.

Las gremiales empresariales buscan oxigeno para paliar la sensible situación que atraviesa la ya golpeada, industria, que se agudizó con el brote del virus, y esperan con ansías los beneficios económicos y fiscales para evitar los despidos masivos y cierres de empresas.

Por su parte, el ministro de Turismo y Deportes, Matías Lammens, negocia con la AFIP y el ministerio de Trabajo, y en las próximas horas le pasaría el parte a la CATcon la batería de medidas que incluirían la excepción del impuesto PAIS para el turismo de reuniones o un paquete de planes Repro y Procesos Preventivos de Crisis; así como una línea de crédito subsidiado para el sector con el Banco Nación para ordenar el proceso de liquidación de dólares con el fin de cubrir el riesgo cambiario para las agencias y los operadores, y un mecanismo ante las cancelaciones y/o devoluciones por parte de las aerolíneas y los hoteles.

Cabe destacar, que en conversaciones con este medio, el titular de la CAT, Aldo Elías, había reconocido que las empresas tendrán dificultades para pagar los sueldos de marzo. “Es probable que sin la intervención del Gobierno, la mitad de las empresas turísticas desaparezcan en el corto y mediano plazo”, había declarado.

En la misma tesitura, Gustavo Hani, titular de la Faevyt, expresó: “Las diferentes devaluaciones, la implementación del Impuesto PAIS y el coronavirus son un combo letal, y las agencias de viajes necesitan subsidios para subsistir. Si no hay planes del Gobierno para el sector, el coronavirus será mortal para la mayoría de las 5.600 agencias de viajes”.

Dejá tu comentario