APERTURAS

¿Cómo está trabajando hoy la gastronomía de la Ciudad?

Con la habilitación y los protocolos para trabajar al 30% en los salones, la gastronomía de la Ciudad aún no muestra signos de recuperación.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, través del Decreto N° 393/20, autorizó el funcionamiento de locales dedicados a la gastronomía con un aforo máximo del 30% de su capacidad en los salones. Una noticia muy esperada por aquellos locales que no contaban con espacios amplios para atender al aire libre. A la vez que se publicó el protocolo para el funcionamiento de los negocios en esta modalidad.

Cabe recordar que los establecimientos gastronómicos y los hoteles que cuenten con salones con ventilación cruzada o que cumplan con los requisitos mínimos de ventilación pedidos en las disposiciones, son los que podrán brindar servicio de mesa en el interior de los locales.

En tal sentido, los responsables de los locales deberán presentar una declaración jurada en la Agencia Gubernamental de Control. La misma deberá estar firmada por un profesional que certifique el cumplimiento de los protocolos.

Embed

¿Sigue en crisis la gastronomía de la Ciudad?

De todos modos, una vez iniciada una nueva normalidad para la gastronomía de la Ciudad surge el interrogante si los negocios continúan en una crisis financiera y si en el corto plazo podrán ser rentables.

Consultado por este tema, Ariel Amoroso, presidente de la Ahrcc, explicó: “En este momento casi toda la gastronomía que quedó en pie está abierta pero con una demanda muy dispar, el Micro y Macrocentro, junto con Puerto Madero, tienen muy poca afluencia de público. Por eso alguno decidieron no levantar las persianas aún. En esta situación inciden muchos factores, como la poca circulación de gente en esos barrios y la situación económica que genera menos ventas; hoy estamos viendo la magnitud de la crisis económica”.

Con relación a los promedios de facturación, aclaró que la situación también es dispar. “Algunos locales solo alcanzan el 15% de la facturación previa a la pandemia; mientras que los locales en los barrios y con espacios al aire libre más amplios están trabajando mucho mejor. En cuanto a segmentos, las cafeterías, bares, hamburgueserías y cervecerías están piloteando mejor la situación que los restaurantes tradicionales”, detalló.

Finalmente el directivo reclamo: “A los empresarios necesitamos que se mantengan los ATP después de diciembre para la gastronomía y la hotelería; y hasta ahora no tuvimos ninguna comunicación al respecto. Necesitamos que apoyen a este sector que hoy está pie pero muy endeudado y con una baja en las ventas muy relevante”.

Temas relacionados

notas de tapa